Headlines News :
Home » , , , , , » Bogotá peor para todos

Bogotá peor para todos

Written By Allende La Paz - Revista Cambio Total on lunes, mayo 08, 2017 | lunes, mayo 08, 2017


Por: Alfredo Molano Bravo
No le fue bien a Peñalosa en su primera Alcaldía: no salió del hondo problema de los huecos en la capital; saboteó la construcción del metro en favor del Transmilenio, sistema del que parece ser uno de esos “impulsadores” que van de puerta en puerta vendiendo cremas y lociones. La contradicción dolosa en que ha caído es que al poner todo tipo de trabas a la circulación de carros particulares, ha vuelto el Transmilenio una chichonera que obliga a abrir nuevas rutas e importar más y más de esos buses articulados que tantos beneficios dan a tramitadores y publicistas. Más que un buen administrador, Peñalosa es un gran negociante. No sólo de buses, sino también de bienes raíces: la Reserva Ambiental Van Der Hammen, por ejemplo, la quiere volver una masa de cemento armado y llenarla de bolardos. El metro sigue en la entelequia calculada. Sus colaboradores y fichas de confianza comienzan a hacer cola en la Contraloría y la Fiscalía. Y, además, sufre la paranoia extrema del que algo esconde. Desde cuando regresó al Palacio Liévano, les ha echado el siniestro y tenebroso Escuadrón Antimotines a los vendedores callejeros en la Plaza de La Mariposa, a las trabajadoras sexuales –o como se les quiera llamar–, mujeres que se ganan la vida haciendo el oficio más vilipendiado pero más solicitado; a los muchachos de los Campamentos de Paz –al fin y al cabo, Peñalosa es vargasllerista–, y hace poco, muy valiente, gaseó una manifestación de discapacitados: ciegos, sordos, mudos, paralíticos. Por eso anda en las que anda: con un desprestigio del 80 %, al borde de que lo tumben.
El alcalde tiene también sus virtudes: le gusta la bicicleta. Lo he visto subiendo al alto de Patios en una super cicla —seguramente Shimane de 1.800 dólares— vestido con fajas de colores eléctricos, casco, zapatillas y su esquema de seguridad: tres carros de blindaje cinco y cuatro motos de la policía. Una caravana que impone el ritmo de pedaleo del burgomaestre —que es poco— a los miles de vehículos que andan por esa estrecha carretera. Ahora le dio por declararla “vía compartida” con los ciclistas y darles prioridad sobre motos, carros, camiones. Todas las semanas hay un muerto y tres heridos porque los ciclistas andan en paca, de cinco o seis en fondo; suben lentos y bajan al estrellido y, para rematar, de noche sin luces.
Ahora cuando Nairo Quintana se ha vuelto un héroe nacional y los “caballitos de acero” se han puesto de moda, transitar en carro a La Calera es una muy riesgosa aventura para los que andamos en moto, carro o camión. Si a los protegidos por el alcalde se les pita, se engavillan y sueltan un chorro de insultos o un gargajo, que por el esfuerzo que hacen pedaleando es casi una piedra. Casos se han visto en que los ciclistas ofendidos terminan dándole pata a quien les pide vía. Debo decir que fui un hincha del Zipa Forero, de Ramón Hoyos, del Jardinerito, de Cochise y de todos esos héroes, pero lo que el alcalde está promoviendo en la vía a La Calera es un irresponsable enfrentamiento entre ciclistas y conductores sólo con el objeto de ganarse un sector de población para mejorar su arruinada imagen pública.
Share this post :

Publicar un comentario

 
Support : Creating Website | Johny Template | Mas Template
Copyright © 2011. CambioTotalRevista - All Rights Reserved
Template Created by Creating Website Published by Mas Template
Proudly powered by Blogger